INTERNACIONALES

Justicia reivindicada: Kathleen Folbigg absuelta tras 20 años de prisión por muerte de sus Hijos

Compártelo

Sídney, Australia – Kathleen Folbigg, una mujer que pasó 20 años en prisión por la muerte de sus cuatro hijos, ha sido finalmente absuelta por el estado de Nueva Gales del Sur. Este jueves, sus condenas fueron anuladas, un giro dramático en un caso que ha generado controversia y debate en el ámbito judicial y científico.

Folbigg fue condenada en 2003 por el asesinato de tres de sus hijos y homicidio involuntario del cuarto. Siempre mantuvo su inocencia, argumentando que las muertes fueron por causas naturales entre 1989 y 1999. A pesar de que una investigación inicial en 2019 reafirmó su culpabilidad, un segundo análisis en 2022, dirigido por un ex juez presidente, reveló nueva evidencia. Esta evidencia sugiere que dos de los niños tenían una mutación genética que pudo haber causado sus muertes.

La liberación de Folbigg en junio de este año, tras ser indultada, marcó el comienzo de un nuevo capítulo en su historia. “Estoy agradecida de que la ciencia y la genética actualizada me hayan dado respuestas sobre cómo murieron mis hijos”, declaró Folbigg, visiblemente emocionada, a las afueras de un tribunal de apelaciones penales en Sídney.

El caso, que se basó principalmente en pruebas circunstanciales, ha sido objeto de debate entre científicos y estadísticos, algunos de los cuales participaron en la campaña para la liberación de Folbigg. Anna-Maria Arabia, directora ejecutiva de la Academia Australiana de Ciencias, criticó el manejo del caso desde el principio, señalando la falta de adherencia a principios científicos básicos.

Ahora, el equipo legal de Folbigg, liderado por su abogada Rhanee Rego, está preparando una demanda por una compensación “sustancial” por su encarcelamiento indebido. “No estoy preparada para dar una cifra, pero será mayor que cualquier pago sustancial que se haya hecho antes”, afirmó Rego.

Este caso resalta no solo las complejidades del sistema de justicia, sino también la importancia crucial de la ciencia y la tecnología en la revisión de sentencias judiciales. Con la absolución de Folbigg, se abre un debate sobre la necesidad de reformas legales para prevenir errores judiciales de esta magnitud en el futuro.


Compártelo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *